domingo, 22 de marzo de 2009

Otoño


Suavemente se aproximan los días en naranja

Vienen por nosotros.

Su meta es hacerle compañía a nuestro amor.


Los siento en el aire,

los siento en el cielo,

los siento en las tardes,

los siento en la piel.


Un remolino de hojas secas…

vendrá a despachar a los días amarillos.


Y no los extrañaremos…

Pues no los necesitamos.

Ya hemos encontrado nuestra propia calidez.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Speak to me...