lunes, 4 de enero de 2010

Negación

And here we go again, a perdernos en algo que no tiene nombre, a jugar con lo que hay. Esa barbilla dorada confunde tus años con mi edad. Ese ascensor ya ha visto nuestros rostros, su espejo ya conoce nuestros besos, sus paredes han sido expectantes de nuestra pasión.
Con nosotros las reglas se suspenden, primero está el beso en el ascensor y después ese pícaro “hola”, primero está el deseo y después quizás cocinar. Nuestros cuerpos ya se han amoldado en otra fecha a ese colchón, pero el Dark Side Of The Moon nunca antes había sonado con mi presencia en esa habitación. ¿Por qué no podemos estar más de cinco minutos sin comernos a besos?
Ese enorme ventanal se amoldó a nuestro deseo y la ciudad nocturna fue testigo de nuestros caprichos. ¿Ambos supimos que esto pasaría desde la primera noche en qué nos conocimos? ¿Lo deseamos desde aquella vez en que me convenciste para que bailáramos?
Este presente es lo que buscaba pero encontrándome en él ya no sé qué es lo que quiero. Yo no voy a enamorarme. Vos no vas a enamorarte. No, no vamos a enamorarnos. Vos no vas a enamorarte. ¿A qué hora vendrá tu papá?
Y te hacés el chef, y lo peor es que te sale bien. Me divierto tanto a tu lado que quisiera que todos mis días cuenten con tu presencia. Pero cuando me pongo a pensarlo siento que formamos parte de mundos diferentes. ¿Esos son fideos con salsa o fideos bailando en una sopa? Hey you! Mi botella de Fernet quedó casi llena en esa heladera.
Pero otra vez Pink Floyd sonaba de fondo. El calor de la noche de verano se fundía con nuestra transpiración, nos robamos todo el aire de esa habitación.
¿Por qué ibas a ser vos el que logre desestructurarme? ¿Por qué con vos me animo a hacer locuras que nunca antes había hecho? ¿Hacia dónde estamos yendo? Me miras a los ojos y volvés a besarme, pero yo sé imponer mis límites. No, no es que no quiera, solo quiero sostener este momento. ¿Estamos hablando en lenguajes diferentes?
Y la ducha caía intentando enfriar nuestros cuerpos ardientes, las temperaturas contrastaban y yo no sé cómo es que logro seguir todos los caminos que vos vas caminando. Y la ducha caía sobre nuestros cuerpos…pero yo quiero mantener los límites, estiremos este momento.
Radiohead nos acompañaba mientras fumábamos apoyados sobre el ventanal contemplando la vista de la ciudad. With no alarms and no surprises, no alarms and no surprises, silent, silence. Nunca pensamos que la sorpresa me dejaría temblando minutos más tarde. Dos cigarrillos aún encendidos danzaron hasta toparse con el precipicio…y nos quedamos mirándolos…en silencio sin decirnos una palabra, observando esa terraza que en noviembre hicimos nuestra.
Yo tenía ganas de llorar, pensaba en mis problemas… y luego me dijiste que ellos lo hacen por nosotras. Yo ya lo sé, hace tiempo descreo del amor eterno.
Don’t leave me high, don’t leave me dry. No me dejes, no te vayas lejos con el pensamiento mientras me acaricias en el sillón. ¿Seguís ahí? Dame una señal para saber que estás conmigo, que no te vas a ir. La culpa ya no nos acompaña, me gustaría saber en quién estas pensando en este preciso momento. You just sit there wishing you could still make love.
Prometéme que vamos a quedarnos así un rato más. Prometéme que ésta no será la última noche, que nos volveremos a ver. No quiero un falso amor de plástico, esto quizás no sea amor pero al menos deseo que exista algún sentimiento que sea real. She looks like the real thing, she tastes like the real thing. Miráme, tocáme, besáme, observáme…soy real, este presente es real, es nuestro, sostengamos el momento.
My fake plastic love. But I can’t help the feeling, I could blow through the ceiling, if I just turn and run…It wears her out, it wears her out. It wears her out, it wears her out. No dejes que esto me consuma, no me dejes ir, sostengamos este momento.
Pack and get dressed before your father hears us. Debería haberte dicho que lo hagas antes de que tu padre abriera la puerta, vos aún estabas en ropa interior…y yo deseé que me trague la tierra…aunque ahora estoy riendo. Sólo con vos pueden pasarme ese tipo de cosas.
Olvidé mis cigarrillos en aquel ventanal. ¿Me llamarás mañana? Dijiste que lo harías tras el beso de despedida antes de marcharme en el taxi.
Pero no, vos no vas a enamorarme. No, esto es solo un deseo, un capricho. No, no voy a quererte. No, no te quiero. No, no me siento vacía. That there, that’s not me. No, no llegué al departamento con ganas de llorar. No, no volví a llorar después de tantos meses sin hacerlo. No, no me derramé por el piso al llegar a casa. No, no estoy desconcertada. I’m not here, this isn’t happening. I’m not here. I’m not here. No, no era yo la que estaba allí llorando sin comprender profundamente el por qué. No, no me siento vacía. No, esto no es un sentimiento. No, esto no es real. No, yo no te quiero. ¿No era esto a caso lo que yo estaba buscando?
Las certezas anulan al deseo, pero no al sentimiento. Maldito sea el sentimiento. Soy tan ilusa, me aborrezco. This is the end.

2 comentarios:

  1. Esto era lo que dudabas en publicar nena?. Disculpa mi atrevimiento pero con el arte no se duda. Nunca pero nunca, juramelo!... Es una parte de vos, como todos tus escritos, es una partecita de cada uno tratando de expresar nuestros sentimientos con lo que sabemos o intentamos hacer...Como el pintor pinta, el escultor hace esculturas,etc y en fin el escritor escribe...Nunca dejes de hacerlo, es hermoso lo que escribiste. Sos una de las personas que me llenan cada dia el corazon al leerlas, que me sacan una sonrisa, una de las cuales te dan PLACER leer, que leerias millones de veces. Nunca dejes de escribir... TE QUIERO MUCHISIMO...porque primero conoci a una excelente escritora y luego a una persona genial.. TE ADORO!!

    ResponderEliminar
  2. Wow. Me sentí tan, pero tan identificada! Sabés qué? Ya me cansé de decirte que me siento identificada, que nos parecemos, y demás... no te lo digo más -.- jaja, ya me enojé! No, pero en serio, me llevaste entre mis propios recuerdos con este relato. Gracias :)

    ResponderEliminar

Speak to me...