jueves, 15 de julio de 2010

Mezzanine

Frente a tus ojos, una pila de apuntes por leer y resumir. Tu mente está exhausta desde hace días y no fuiste capaz de brindarle un descanso. Estás cansada mentalmente y tus ojos comienzan a cerrarse prediciendo el sueño. Pero no hay nadie en casa. No, no hay nadie en casa. Y las luces pueden apagarse (todas). Y los parlantes pueden moverse de lugar y ubicarse en el pasillo (a todo volumen). Y una vela encendida posa sobre el piso del baño. Y le das play al Mezzanine y la sensualidad de Angel te envuelve por completo. Tenés la excusa perfecta para relajarte. Las prendas de ropa quedan esparcidas por todo el pasillo mientras la canción marcha in crescendo. Es tan sensual que no podés bajar el volumen ni te interesa si los vecinos deben escucharla junto con vos. Abrís la ducha y esperás un rato a que la habitación se llene de vapor. Te ves inmersa en una pseudo-neblina y te gusta ver tu figura proyectándose en la pared gracias a la luz de la vela. Por unos segundos te olvidás de la figura perdida de años atrás. Por unos instantes tu mente está en blanco. Y el agua comienza a caer, esparciéndose por todo tu cuerpo mientras suena Risingson. Te quedás minutos que son horas, olvidándote de todas las responsabilidades, disfrutando del mejor momento en soledad de tu semana. Bañarse en invierno con el agua en la temperatura justa es tan placentero. Y la música es siempre el ingrediente indispensable. Cantás Teardrop pese a que la voz no te llegue. Massive Attack compatibiliza perfecto con el momento, no habría disco mejor que el Mezzanine para colmarte por completo. Suena Dissolved Girl mientras te cambiás observando detenidamente (como si nunca lo hubieras visto) el fuego detrás del vidrio del calefactor del pasillo. Te dirigís a tu habitación y encendés un cigarrillo con el fuego de la misma vela que antes te iluminaba en el baño (aún sigue siendo la única luz presente en toda la casa) y la monotonía del día ha variado en tan solo unos minutos de relajación, estimulados por la primera canción. Te sentís liberada de tensión…porque la música es eso, la música es liberación. Y ya suena Man Next Door…



(Los comentarios quedan anulados hasta que cuente con el tiempo suficiente para contestar los anteriores.)